El Festival de Rock prendió el escenario de Pdvsa La Estancia Maracaibo

El público amante de los géneros alternativos descargó su adrenalina en el concierto que ofrecieron las bandas Rousbel y The Asbestos, el viernes 16 de marzo en la sede marabina de PDVSA La Estancia, dentro del espacio Festival de Rock 2012.

Desde las 8 de la noche cientos de personas se concentraron en el estacionamiento del Edifico Las Laras para disfrutar de la música de los marabinos Rousbel, banda con casi 10 años de conformada, orientada en el especial estilo del punk rock melódico; quienes ofrecieron temas de su placa discográfica, titulada De antemano, lanzada en el mercado nacional el pasado mes de noviembre.

Temas como Descontrol, Lección # 1, Noche para dos y Nada es igual, formaron parte de la presentación que desató euforia entre el público.

Gerardo Olmos, vocalista principal de la banda manifestó su agradecimiento por la oportunidad de presentarse en los escenarios estancieros. “Queremos felicitar la iniciativa de estos espacios abiertos al público donde se difunden las nuevas tendencias de rock de las bandas locales. Sin duda es una gran oportunidad para que el trabajo de los nuevos artistas se difunda”.

Seguidamente subió al escenario la banda The Asbestos, de Caracas, la cual tiene poco más de 4 años ofreciendo una talentosa propuesta de rock alternativo, cantado en inglés, con influencias de rock europeo. Sus cuatro integrantes hicieron descargar al los asistentes con ritmos fuertes donde se combinaron batería, bajo y guitarra eléctrica.

“Es increíble que bandas jóvenes, como la que nosotros integramos, se suban a cantarle al público en grandes escenarios como los que está generando PDVSA La Estancia. El rock se está beneficiando con estos espacios, así como una diversidad de géneros musicales que aquí se presentan”, comentó David Donoso, cantante de la agrupación.

PDVSA La Estancia Maracaibo invita al público de la ciudad a disfrutar, de forma gratuita, de las próximas presentaciones enmarcadas en el Festival de Rock 2012.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *